Recolectar información sobre el problema

  • ¿POR QUÉ RECOLECTAR INFORMACIÓN?

  • ¿CÓMO RECOLECTA USTED ESTA INFORMACIÓN?

  • ¿CUÁLES SON LAS LIMITACIONES DE UTILIZAR ESTA INFORMACIÓN?

Está trabajando – y trabajando muy duro – por una causa en la que usted cree. Quizá usted fue una madre adolescente, y ahora quiere ayudar a otros a evitar las dificultades por las que pasó. Así que ahora es la tesorera de una coalición que ayuda a las chicas a prevenir el embarazo. Quizá se unió a un grupo cuya meta es dejar de fumar, a consecuencia de que su padre murió de cáncer pulmonar. O quizá, esta preocupado sobre el futuro de sus hijos, así que asiste a la reunión de su comunidad sobre violencia – y ahora, de alguna manera, se encuentra dentro de la organización.

El punto es, cualquiera que sea el problema en el que trabaja, que sabe lo importante que es. Ha visto las consecuencias y la en la medida en que sea posible, no quiere verlas más. ¿Pero como puede convencer a otras personas de la importancia del problema? Es ahí donde esta sección – recolectando información sobre el problema – entra en acción.

Una forma de convencer a otros sobre el problema es contar historias o proveerlos de información sobre como el problema afecta la calidad de la vida de las personas. Las personas necesitan tener un entendimiento sobre el costo humano de un asunto. Contar historias sobre como el embarazo de Sandra a la edad de 14 años le cambio la vida, puede incrementar la consciencia sobre el problema de embarazos adolescentes y puede ayudarle para obtener apoyo para su organización.

Pero la descripción por sí misma no dice en qué medida el problema es amplio. Si le puede decir a la gente cuantas Sandras existen en su comunidad comparado con otras comunidades, eso puede ser de mucha ayuda, por distintas razones. Una aproximación cuantitativa le ayuda a ser muy específico y le permitirá alcanzar el nivel necesario del problema tanto en su comunidad, como en otras comunidades. Le ayuda a comparar el problema a través de regiones geográficas y periodos de tiempo.

Esto es de lo que se trata esta sección. En las siguientes páginas, estaremos hablando sobre datos: dónde conseguirlos y además cómo utilizarlos. También hablaremos acerca de los límites de usar esta información. Por último, al final de esta sección encontrará ejemplos específicos sobre como mostrarla.

Primero, sin embargo, veamos algunas de las razones por las cuales quiere recolectar esta información al momento de estar conduciendo su investigación.

¿PARA QUÉ RECOLECTAR INFORMACIÓN SOBRE EL PROBLEMA?

A la mayoría de nosotros no nos gusta hacer investigación. Quizás usted, también, se ha encontrado asimismo iniciando con páginas de figuras y ecuaciones y ha decidido que realmente era un buen día para ir al dentista. Sin embargo, las ventajas de tener esta información a la mano son enormes. Nosotros pensamos que es una tarea que vale la pena, por muchas razones. Algunas de las mejores incluyen:

Conocimiento. Charlas sobre la realidad. Conocer los hechos es una forma completa para determinar el tamaño de la brecha entre su visión de una comunidad saludable y la realidad en la que vive. La recolección de información acerca del período de tiempo antes de que su organización iniciara (también conocido como línea base de los datos) es una excelente forma de mostrar la magnitud del problema.

Credibilidad de las estimaciones. Si usted puede hablar con facilidad en una conversación casual sobre el número exacto de personas afectadas por el tema en el que esta relacionado, sobresaldrá como una persona conocedora, seria y bien organizada. Escribir esas figuras (con mayor detalle, por supuesto) como parte del resumen del proyecto o solicitudes para patrocinadores potenciales y evaluadores, hará que estos queden con la impresión de que ustedes son un grupo bien establecido que puede realizar el trabajo.

La información permite el cambio. Puede usar las estadísticas que ha encontrado para proporcionar la información de la comunidad y aumentar su conciencia sobre lo serio que es el problema, que tan bien (o que tan mal) esta actuando su comunidad en relación a otras comunidades o de la nación completa, y por último pero no menos importante: que tan bien esta su coalición atacando el problema.

¿CÓMO RECOLECTA USTED ESTÁ INFORMACIÓN?

Entonces, ¿Cómo se encuentra esta información? Al respecto existen dos formas: puede utilizar información que ya existe (después de todo, no tiene caso reinventar la rueda); o, si lo que busca no parece existir, puede recolectar nueva información usted mismo. De cualquier forma, hay diez pasos por los que usted deseará pasar, para ayudarle a que su información recolectada sea lo más eficiente y lo menos difícil que sea posible.

DIEZ PASOS EN LA RECOLECCIÓN DE INFORMACIÓN

      1. Acordar el valor y el propósito de la información que recolectará.

Como hemos dicho, creemos que existen muchas excelentes razones generales para tener los hechos sobre el tema a mano. Pero ¿por qué exactamente, necesita su grupo esta información? ¿Cómo la usarán? ¿Será mostrada solo a los miembros de su organización, o lo quiere hacer público? Por ejemplo, el proyecto de SIDA en una pequeña comunidad puede encontrarse frente a una gran cantidad de prejuicios al tratar de discutir el porcentaje de gente joven que practica sexo seguro. El equipo del proyecto puede decir que la información es útil para propósitos de planificación, pero decidir promocionar la discusión de temas diferentes, tales como el número de bebes que nacen con VIH.

2. Determinar cuándo quiere usar estos datos

Otra importante decisión que necesita hacer es cuándo es importante esta información. Esto se refiere a dos decisiones:

  • ¿Acerca de que período de tiempo quiere encontrar esta información? A menudo, es útil buscar información incluso de ahora, o de cuando su coalición inició. Esta información última, algunas veces llamada información de línea base, muestra el panorama del problema antes de empezar a trabajar. Posteriormente en la vida de su coalición, puede observar como han cambiado las cosas, y determinar cómo de efectivos han sido.

Adicionalmente, muchas organizaciones encuentran que es una buena idea recolectar información en una base regular, tal como una vez al año. Esto le ayudará a mantenerse en contacto con la más reciente información (siempre útil para los proveedores de financiación, así como para sus componentes), así como para determinar su efectividad, como hemos dicho anteriormente. También les permite examinar las tendencias importantes para su grupo relacionadas con el cambio año a año.

  • ¿Cuándo quiere hacer pública esta información? A menudo, se quiere dar a conocer la información inmediatamente. En otras ocasiones, sin embargo, podrá desear esperar un poco. Quizá quiera anunciarlo junto con algún evento nacional/internacional que esté sucediendo, con la finalidad de abarcar más cobertura de los media.

Por ejemplo, tal vez usted desee anunciar el incremento dramático en el número de personas en su ciudad que son VIH+, el primero de diciembre, que es el día internacional del SIDA. Alternativamente, un importante evento local, como un simposium de violencia juvenil, puede ser un momento excelente para sacar un mensaje.

3. Determinar exactamente que es lo que quiere saber

¿Qué es exactamente lo que quiere saber? ¿Está tan solo buscando estadísticas, o quiere recolectar información cualitativa (historias de vida, héroes locales, etc.) también? ¿Quiere determinar la tasa de incidencia, o la tasa de prevalencia, o ambas (ver el ejemplo al final de este capitulo para información de estas tasas)? ¿Y de cuáles temas? Entre más preciso sea en su pensamiento al inicio, más fácil será su búsqueda.

     4. Determinar quién encontrará la información

¿Será usted? ¿Un miembro del equipo? ¿Un voluntario? ¿Quiere que una persona se enfoque en recolectar la información, o quiere tener a varias personas trabajando en esto? Realice una lluvia de ideas acerca de quién en su organización tiene experiencia en recolectar información y además quién esta interesado en hacerlo. Y saber si tienen el tiempo suficiente para hacer el trabajo.

  5. Identificar las posibles fuentes de información

Hay muchos diferentes lugares en donde puede encontrar información relevante, dependiendo del tema. Algunos de ellos incluyen:

  • El departamento de salud estatal o comunitaria puede ayudarle a determinar los indicadores de salud en diferentes temas.
  • El departamento estatal de servicios humanos estará disponible para decirle el número de participantes en los programas de Cuidado médico y el de vales o ticket por alimentos.
  • Registros de admisiones y salidas del Hospital le puede dar información sobre la fertilidad en adolescentes, causas de muerte, etc. Dependiendo de donde viva, algunos resultados pueden no ser parte de los registros que se publican, pero puede adquirir el uso de esta información, o llegar a algún arreglo para ello.
  • Datos de los censos. La información demográfica está disponible en su comunidad y en todo el país. Esta información puede ser encontrada el INEGI o puede consultarlos en Internet, en la página Web de la oficina de Censos en muchos estados tienen también información similar en sus sitios Web.
  • Los registros de la policía le pueden indicar las tasas de crimen e incidencia de problemas tales como violencia domestica o accidentes automovilísticos.
  • Datos de la Cámara de Comercio, donde se discuta el crecimiento en los empleos, la tasa de desempleo, etc. Agencias de servicios sin fines lucrativos, tales como United Way, Planificación Familiar, ONG’s, generalmente tienen registros de una variedad de temas. A menudo, estas agencias conducen encuestas y encuentran la información que usted necesita.
  • Los distritos escolares, le indican la tasa de graduados, los porcentajes en pruebas y tasas de abandono del colegio en su escuela y otros datos. Para tener figuras comparativas entre distritos escolares, revise con el departamento de educación de su estado.
  • Los Centros para el Control de Enfermedades le pueden dar información nacional de las tasas de varias enfermedades, tales como SIDA u otras.
  • El bibliotecario que usted acostumbra consultar puede ser una persona muy útil.
  • Otros contactos profesionales que tenga le pueden permitir fuentes de información particular de su interés.
  • Los Resúmenes Estadísticos son una buena fuente general impresa para información.
  • Organizaciones locales estatales o nacionales especializadas pueden ayudar. Por ejemplo, si esta interesado en la enfermedad de Alzheimer, o en plantar árboles, o envenenamiento con plomo, querrá contactar con organizaciones especializadas en el campo. Algunas de estas organizaciones pueden ser contactadas o buscadas por Internet, y muchas de esas organizaciones tienen buenos sitios Web en sí mismas, también.
  • Muchas páginas Web no mencionadas en los puntos anteriores pueden estarse anexando con información que este buscando. Para tener algunas de las mejores, ver la sección de la Caja de Herramientas de Comunidad con el titulo de Conexiones y Enlaces, que se encuentra bajo el encabezado de Herramientas para Construir Comunidad.

     6. Establecer límites sobre cuanta información quiere recolectar.

Demasiada información será un problema similar a no tener información suficiente. Decida los límites sobre lo que va a recolectar, o se perderá en una gran cantidad de información apilada en su escritorio.

      7. Recolectar los datos

Si usted ha hecho todo el trabajo preparativo anterior este punto, ahora viene la parte fácil. Enliste las fuentes de los datos que encontró, tanto en el orden de lo que piense que es mejor y de aquellas que son más fáciles de encontrar (vea la sección de Herramientas para un ejemplo). Empiece con ellos y ¡a trabajar!

     8. Identificando huecos en lo que sabe

Después de que terminó la recolección de datos, es hora de ponerse a buscar en la información que tiene. ¿Tiene todo lo que buscaba, o no encontró algunos datos importantes? Quizá la información que encontró lo ha hecho darse cuenta que hay otra información de mucha ayuda que en un principio no buscó.

Por ejemplo, cuando investigaba la tasa de personas que tienen VIH en su comunidad, quizá se dio cuenta que muchas de estas personas tienen al menos una enfermedad de transmisión sexual (ETS) también. Entonces, decide que le gustaría aumentar su información sobre cuantas personas con otras ETS han contraído SIDA. Alternativamente, puede decidir que tener otra ETS es un factor de riesgo para ser VIH+

     9. Volver a realizar el proceso de intentar rellenar esos huecos o recolectar sus propios datos

Ahora que ya identificó que información necesita todavía encontrar, tiene dos opciones. Es probable que haya olvidado una buena fuente de información al principio, así que organice una lluvia de ideas con otros en su equipo para ver si pueden pensar en algún lugar que hayan olvidado. Sin embargo, también es posible, que la información que quiere encontrar no esté en ese lugar, en cuyo caso depende de usted recolectarla. Vea el siguiente encabezado “Recolectando nueva información” para aprender a hacerlo.

   10. Si es posible, querrá comparar los resultados obtenidos por su comunidad con otras comunidades, o quizá a nivel nacional – o comparar en su propia comunidad a través del tiempo.
Es bueno poner toda la información que ha encontrado en contexto, tanto positivo como negativo. El decir, “El nivel de crimen violento en su comunidad es el doble del porcentaje nacional”, ayuda a ponerle magnitud al problema que esta enfrentando en una perspectiva adecuada para el resto de la comunidad. Y por otra parte, tal vez pueda decir, que “El porcentaje de estudiantes que se ha graduado de la preparatoria en nuestra ciudad es 10% mayor al porcentaje nacional” es una excelente forma de celebrar los puntos fuertes de su comunidad.

RECOLECTANDO NUEVA INFORMACIÓN

Usualmente, cuando esta tratando de determinar los hechos acerca del problema, la información esta ya visible, en una forma u otra. Si ha buscado lo suficiente, y esta seguro de que la información que necesita no esta disponible, es tiempo de crearla usted mismo. Para hacerlo, va a seguir necesitando pasar por los diez pasos enlistados anteriormente, excepto el número cinco; pero además, todavía necesitará hacer lo siguiente:

1. Identificar el método de recolección de información que encaja mejor con su propósito. Los métodos diferentes que a menudo se usan son:

  • Encuestas son una de las mejores formas de encontrar la información cuantitativa que su organización desea saber, Pueden ser escritas, cara a cara, o realizadas por teléfono
  • Grupos focales, foros públicos y sesiones de escucha son también buenas formas de encontrar información. Sin embargo, estas aproximaciones encajan mejor para encontrar información cualitativa más que para determinar hechos cuantificables. Si esta buscando información cualitativa, revise las otras secciones de este tema en listadas abajo temas relacionados.

2. Decida si quiere informar al público de lo que está haciendo

Y si decide que tácticamente eso es adecuado, entonces hágale saber a las personas que es lo que esta haciendo desde el principio. (Probablemente querrá mantenerles informados durante y después del proceso también). Puede considerar hacer un escrito a la prensa. Incluya hechos claves que haya recolectado de los primeros datos.

Por ejemplo, puede decir, “En 1990, el rango en embarazo en adolescentes en la Ciudad fue de 26 chicas de cada 1000, un 2,6%. El Programa de Prevención para Embarazos Adolescentes en la Ciudad esta en proceso de encontrar como han cambiado los patrones en los últimos ocho años”.

Recuerde y piense, que cuando les dice a las personas que es lo que esta haciendo, normalmente le harán preguntas. Entonces prepárese con un proceso claro para responder a cualquier pregunta que pueda surgir.

3. Entrene a las personas que estarán recolectando la información

Enviar a miembros del equipo o voluntarios mal entrenados a recolectar nueva información puede ocasionar serios problemas y como mínimo conducir a resultados que no sean útiles. En el peor de los casos esto puede invalidar todo el tiempo y el esfuerzo que ha gastado tratando de determinar la información. La forma en que se realizan las preguntas, quien las pregunta, e incluso cuando se preguntan puede ser de un impacto muy grande en los resultados que obtiene.

4. Recolecte y tabule sus datos

Aunque esto puede tomar un tiempo, como se mencionó antes, si ya revisó todos los pasos anteriores, una vez más esta es la parte fácil. ¡Buena suerte!En cualquier caso, asegúrese de utilizar la información que se ha encontrado – ¡No sólo la archive en algún lado!

5. Informe (y utilice) sus resultados

Inclusive si decide durante su proceso de planeación esperar para hacer públicos sus hallazgos, probablemente querrá discutirlos con algunos miembros de su grupo en este momento. Puede preguntar a todos los miembros de su equipo en una reunión para discutir cómo esta nueva información cambiará sus proyectos individuales, o empezar a trabajar juntos para reescribir el plan del proyecto.

En cualquier caso, asegúrese de utilizar la información que se ha encontrado – ¡No sólo la archive en algún lado!

¿CUALES SON LAS LIMITACIONES DE USAR ESTA INFORMACIÓN?

Por supuesto, conocer la incidencia y prevalencia de un problema ciertamente no es la panacea (sana lo todo) para estar resolviendo todas las situaciones de su coalición, ni es la única utilidad de recoger información. En el peor de los casos, la información actualmente puede conducir a error a la gente que está intentando entender el problema.

Cuando esté colectando sus datos, asegúrese de:

  • Obtener los datos a partir de suficiente gente como para que valga la pena. O si está usando información previa recolectada, averigüe cuánta gente fue estudiada (muestra de estudio). Como un método práctico (Regla empírica) no determine un valor de tasa en una población  menor de 20 personas. No es suficiente gente para que sus datos sean creíbles. Si está estudiando voluntariamente el uso de drogas entre estudiantes de secundaria y cuenta solamente con 5 personas para responder, sus resultados pueden estar muy lejos de la verdad.

Por ejemplo, puede haber tenido 5 estudiantes quienes no usan drogas en absoluto (¡No hay drogas en nuestros colegios!), o puede tener cuatro de los estudiantes que son amigos, quienes fuman regularmente marihuana (¡80% de sus estudiantes usan drogas de manera regular!) Probablemente ninguno de estos datos estadísticos estarán cercanos a la realidad.

  •  Cuando está dando un valor, nunca olvide dar el número total de casos.

Por ejemplo, “43 estudiantes de 50 Ó de 5000”. Siempre, proporcione su información en su contexto. Una persona que escucha y que está confundido no es alguien que será útil para su causa.

  • La estadística es útil pero no siempre puede decir la historia completa. Procure no olvidar esto. La gente se decide a historias individuales: el mecánico amistoso del barrio que murió de cáncer de pulmón, el estudiante de cuarto grado que fue muerto en un accidente de circulación. Solamente los hechos puede hacer un buen trabajo de observación; pero para el trabajo una organización o comunidad, no olvide nunca a las personas que están detrás de las estadísticas.

EN RESUMEN

Existe una historia acerca de un grupo de pájaros que tomaron clases para aprender a volar. Todos ellos asistieron la clase conforme durante semanas, y después, cuando acusó término, todos ellos tomaron sus diplomas bajo sus alas y volvieron a casa. Así pues utilice la información que usted ha encontrado posteriormente para su causa, y vuele con ella. No hay duda de que cambiar nuestras comunidades para mejorarlas sea una batalla dura. Pero siendo capaz de determinar la magnitud del problema, usted ha dado un primer paso muy importante para resolver sus problemas.

Deja un comentario